Macarrones gratinados con Salmón

Una receta súper sencilla y rápida, seguro que si la hacés, te será muy fácil de preparar, puedes cambiar si quieres el salmón fresco por ahumado, yo lo prefiero fresco, tengo que reconocer también, que el salmón ahumado me tiene sacado de muchos apuros, por lo que nunca esta de más tener un paquete en la nevera.

INGREDIENTES (PARA 2 PERSONAS):

  • Macarrones (250gr)
  • Un lomo de Salmón(500gr)
  • Eneldo, sal, pimienta y nuez moscada.
  • Aceite de Oliva
  • 1 cucharada (sopera)de Margarina
  • 3 cucharadas colmadas(postre)de Harina
  • 2 vasos de Leche

Al lio:

  1. Mientras ponemos agua a hervir en una olla, en una sartén y con un poco de aceite sal y pimienta doramos el salmón y reservamos.
  2. Cocemos la pasta siguiendo las instrucciones del fabricante.
  3. Hacemos la bechamel, añadiendo en un cazo a fuego medio la margarina, una pizca de sal y la nuez moscada, cuando la margarina se haya derretido, agregamos la harina y removemos hasta obtener una bola, añadimos la leche y llevamos a ebullición, cuando la leche hierva, bajamos a fuego medio y utilizamos la batidora para deshacer los grumos (la densidad de la salsa dependerá del tiempo que expongamos al fuego la bechamel).
  4. Desmigamos el lomo de salmón y lo colocamos en una fuente para horno ligeramente engrasada, mezclamos los macarrones con el salmón.
  5. Añadimos la bechamel y el Eneldo a la fuente, removemos la mezcla y horneamos 10 minutos a 180©, con el horno ya precalentado.
  6. Retiramos la fuente del horno y es el momento de añadir el parmesano, gratinamos hasta obtener una costra crujiente de queso….

Que aproveche.

DSC_0254

Lasaña de espinacas setas y langostinos.

DSC_0029_1

Las lasañas son una comida perfecta para cualquier tipo de celebración, o para hacerlas cualquier día de la semana, ofrecen un sinfín de combinaciones para agradar todos los gustos, de hecho son una de mis recetas preferidas a la hora de cocinar para todo el mundo, algunas, dependiendo de los ingredientes nos lían un poco… pero el resultado es más agradable que el trabajo que inviertes en hacerlas. Personalmente me gusta hacerlas de un piso solo, para que cuando sirvas las porciones se desparrame por todo el plato el relleno de la lasaña.

Ingredientes: (esta receta es para dos personas)

  • 10-12 langostinos, dependiendo del tamaño
  • 300 gramos de seta shiitake
  • 300 gramos de champiñón portobello
  • Un manojo de espinacas
  • Media cebolla (pequeña)
  • Una bola de mozzarella
  • Cualquier queso en lonchas (yo utilizo gouda)
  • Parmesano o grana padano rallado
  • 2 vasos y medio de leche
  • Sal pimienta y aceite de oliva.
  • 2 cucharadas (soperas) colmadas de margarina
  • 3 cucharadas (de postre) colmadas de harina
  • 10 placas de lasaña precocinada.

Al lío:

  1. En la propia fuente donde hornearemos la lasaña, añadimos agua caliente del grifo, colocamos de una en una las placas de pasta. Y las mantenemos sumergidas unos 10 min. (Este tiempo varía dependiendo del fabricante).
  2. Luego, mientras calentamos el agua para escaldar las espinacas, retiramos las cabezas de los langostinos y reservamos. Pelamos las colas y salteamos con las shiitake y el portobello, cuando las setas y los langostinos estén algo doraditos, añadimos la cebolla muy picadita y pochamos.
  3. Escaldad las espinacas y si queréis, es el momento de engrasar una fuente y colocar una primera capa de placas de pasta.
  4. Mientras se escurren las espinacas, ponemos en un cazo la leche y las cabezas de los langostinos con una pizca de sal, llevamos a ebullición… manteniendo el plop, plop plop 5 min. Colamos la leche y reservamos.
  5. Llega el momento de hacer la bechamel, añadimos en un cazo las dos cucharadas de margarina a fuego medio, cuando este derretida añadimos la harina y removemos hasta obtener una pelota, añadimos la leche caliente, cogemos la batidora y deshacemos el grumo sin retirar el cazo del fuego, (la densidad de la salsa bechamel, dependerá del tiempo que la tengamos en el fuego).
  6. En la fuente que ya tenemos la primera base de placas, colocamos las espinacas, y añadimos un chorrito de bechamel.
  7. Colocamos encima de las espinacas una capa de queso en lonchas.
  1. Ponemos las setas con los langostinos y la mozzarella, añadimos otro chorrito de salsa bechamel.
  2. Finalizamos poniendo las 4 placas que nos quedan y cubriéndolo todo con la bechamel restante.
  3. Horneamos siguiendo las instrucciones del fabricante .
  4. Agregamos el queso rallado y gratinamos al gusto.
  5. DSC_0027_1DSC_0030_1